MENINGIOMAS: HISTORIA PERSONAL Y FAMILIAR

“Mi madre ha sido diagnosticada de meningioma, ¿puedo tenerlo yo?”

Es una pregunta muy habitual en la consulta de neurología que una persona joven con cefalea (que normalmente no es debido a un problema tumoral) pregunte el riesgo que tiene de presentar un tumor cerebral a lo largo de su vida  al tener afectado a un familiar cercano.

No existe una respuesta precisa que pueda tranquilizar al paciente y que pueda convencer a los médicos pero se conocen algunos datos que pueden aumentar el riesgo:

  1. Las radiaciones ionizantes usadas con fines médicos como en el tratamiento de tumores cerebrales previos o radiación craneal o cervical, radiografías dentales repetidas, tratamiento de la tiña capitis hasta los años 50…o la radiación por exposición a bombas atómicas aumentan el riesgo. Con un período de latencia (es el tiempo desde la exposición hasta el desarrollo del tumor) que puede llegar a los 30-40 años tanto para exposiciones bajas o altas de radiación ionizante.
  1. El factor genético más relacionado ha sido los pacientes con la NEUROFIBROMATOSIS TIPO II. Esta enfermedad es causada por la mutación del gen NF2 que es un gen supresor tumoral que codifica una proteína de membrana denomina merlina o schwannomina. La ausencia de esta proteína favorecería el crecimiento tumoral. En meningiomas esporádicos (no familiares), se han detectado mutaciones de esta proteína en el 40-50%. Se cree que el desarrollo de estos tumores se relaciona en varios pasos que incluyen la inactivación de genes supresores tumores y la activación de oncogenes. Otro gen supresor tumoral relacionado ha sido el DAL-1 en aquellos pacientes sin mutación en el gen NF2.
  1. Los factores hormonales parecen tener importancia debido a la mayor incidencia en mujeres después de la pubertad que en los hombres, a que la relación entre el número de mujeres y hombre es mayor durante la época reproductiva y después decrece con la edad y a la existencia receptores de estrógenos y progestágenos en dos tercios de los pacientes y de receptores de estrógenos en un 10%.
  1. Los pacientes con cáncer de mama tiene más riesgo de desarrollar meningioma y a la inversa.
  1. El uso del teléfono móvil no se ha relacionado de forma convincente hasta el momento con el desarrollo de meningiomas pero se necesitan más estudios y tiempo de evolución  debido a la gran latencia que se observa en el caso de las radiaciones ionizantes.

Recientemente se ha publicado  “Family and personal medical history and risk of meningioma” en la revista Journal of Neurosurgery donde se comparan los historiales clínicos de 1124 pacientes con el diagnóstico de meningioma y de 1000 pacientes sin meningioma.

Según los autores es la serie más larga publicada hasta el momento y las conclusiones son las siguientes: los pacientes con meningioma comparados con los controles presentaban 4.4 veces más frecuentemente un familiar de primer grado con meningioma;  el antecedente de cáncer de tiroides y de leucemia, es decir, de radioterapia craneal y/o cervical se ha relacionado con un riesgo mayor de 4.7 y 5.7 veces más repectivamente; se ha relacionado mayor frecuencia de cáncer de mama (1.4 veces más), endometriosis (1.5 veces más), y tumores uterinos (1.2 veces mas), es decir tumores relacionados con factores hormonales.

El riesgo es de 5.4 veces más cuando el meningioma es diagnosticado por debajo de los 55 años  y de 3.8 veces por encima de los 55 años.

El presentar un familiar de segunda grado con meningioma aumenta el riesgo pero no alcanza una significación estadística comparado con controles.

Respuesta:

Por lo tanto, según estos mismos autores, una persona con familiar de primer grado tiene más riesgo de tener un meningioma y es mayor el riesgo en aquellos familiares que tuvieron el meningioma por debajo de los 55 años.

Acerca de Tomás Pérez Concha

Licenciado en Medicina y Cirugía por la Universidad del País Vasco. Especialista en Neurología vía MIR. Máster en Medicina Evaluadora y Peritaje médico por la Universitat de Barcelona. Capacitación técnica específica en Neurosonología por la Sociedad Española de Neurología.
Esta entrada fue publicada en ENFERMEDADES NEUROLOGICAS y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s